World Rugby lanza ambicioso plan en apoyo a la acción global sobre el cambio climático

  • El nuevo Plan de Sustentabilidad Ambiental establece objetivos específicos para reducir las emisiones de carbono, residuos y otros impactos medioambientales
  • El Plan refleja la necesidad urgente de reducir las emisiones a la mitad para 2030 e impulsar emisiones netas cero para 2040 al unirse World Rugby a la campaña «Race to Zero» (Carrera a Cero)
  • Estrategia desarrollada en consulta con expertos mundiales líderes y la familia global del rugby.
  • Los objetivos incluyen que Rugby World Cup y el HSBC World Rugby Sevens sean climáticamente positivos para 2030
  • El Plan recibe un respaldo positivo de las partes interesadas, incluyendo uniones, figuras destacadas del rugby, socios y el COI

World Rugby lanzó hoy su Plan de Sustentabilidad Ambiental 2030, una detallada estrategia para ayudar a abordar los problemas de sustentabilidad ambiental que afectan y son afectados por el rugby.

Alineado con sus valores de solidaridad y respeto, la federación internacional estableció metas ambiciosas y tangibles para lograr, durante la próxima década, entre otras, una reducción del 50% de sus emisiones de carbono para 2030 sin utilizar compensaciones.

World Rugby es un activo y comprometido defensor del cambio positivo, apoyando la recolección y redistribución de ropa y equipamiento de rugby durante más de 20 años como socio de SOS Kit Aid, uniéndose a la iniciativa Mares Limpios de la oficina de Medio Ambiente de la ONU y el COI en 2018, siendo además de las primeras federaciones internacionales firmantes del Marco del Deporte para la Acción Climática de las Naciones Unidas, en 2019.

Sin embargo, la crisis climática que afecta a las comunidades de rugby de todo el mundo motivó aún más a la organización a mostrar liderazgo y desarrollar un plan integral de Sustentabilidad Ambiental, como se describe en la estrategia de World Rugby 2021-25.

Las tormentas, inundaciones, incendios y sequías atribuidas al calentamiento global están devastando comunidades, mientras que islas bajas del Pacífico, en particular, se encuentran entre las comunidades más vulnerables del planeta al impacto del cambio climático debido al aumento del nivel del mar, comprometiendo su propia existencia. Sin una acción inmediata y significativa, la familia del rugby, junto a otros grupos, comunidades y ecosistemas, se verá afectada a nivel mundial.

Durante los últimos doce meses, World Rugby trabajó con destacados expertos en deporte y sustentabilidad para comprender y evaluar las áreas de mayor impacto, necesidad e influencia. El Plan de Sustentabilidad Ambiental (PSA) 2030 de World Rugby es el resultado de este proceso y se desarrolló siguiendo aportes y retroalimentación de un amplio proceso de consulta que involucró a partes interesadas clave del rugby, incluyendo uniones, jugadores, fanáticos, socios y proveedores.

Al proporcionar una hoja de ruta que aborda el impacto del deporte en el medio ambiente global y promueva las mejores prácticas, el PSA tiene el respaldo de figuras destacadas y jugadores internacionales del rugby junto con expertos externos en deportes y Sustentabilidad del COI, las Naciones Unidas y otros.

El Plan de Sustentabilidad Ambiental 2030 de World Rugby se enfoca en tres temas prioritarios:

  1. Acción climática: abordando la huella de carbono del rugby, adaptando medidas para mantenerse en línea con el Acuerdo de París de 2015, y usando la plataforma del rugby para generar concientización y abogar por la acción climática
  2. Economía circular (gestión de materiales y recursos): abordando cuestiones de plástico de un solo uso, materiales de corta vida y gestión de residuos
  3. Protección del entorno natural: abordando cómo el rugby puede ayudar a mantener los ecosistemas y promover entornos más saludables donde sea que se juegue

La estrategia incluye objetivos aspiracionales alcanzables con un enfoque en cuatro pilares de actividad:

  1. Nuestra gobernanza: incorporar la sustentabilidad en todo lo que hacemos
  2. Nuestros impactos directos: reducir la huella ambiental de nuestras propias actividades
  3. Nuestros eventos: ofrecer y apoyar torneos de rugby sustentables
  4. Nuestra familia global: promover la sustentabilidad en el rugby a través de la educación, la promoción y el intercambio de conocimientos

Además de reducir las emisiones de carbono en un 50%, World Rugby trabajará hacia otros quince objetivos establecidos en el Plan, incluyendo garantizar que todas las competencias de World Rugby tengan un impacto positivo en el medio ambiente para 2025, reducir la cantidad de artículos de vida corta producidos para las competencias de World Rugby en un 80% para 2027 y que la sustentabilidad sea una consideración material en todos los procesos de toma de decisiones de World Rugby, incluida la adjudicación de las sedes de Rugby World Cup.

Con estos nuevos objetivos, World Rugby completó los requisitos establecidos por la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, convirtiéndose en signatario de la “Carrera a Cero, campaña global para reunir liderazgo y apoyo de empresas, ciudades, regiones e inversionistas para una recuperación de carbono cero sana y resistente que prevenga futuras amenazas, creando trabajos decentes y desbloqueando un crecimiento inclusivo y sustentable. Todos los firmantes de Carrera a Cero están comprometidos con el mismo objetivo general: reducir las emisiones a la mitad para 2030 y lograr cero emisiones netas para 2040 o antes.

El presidente de World Rugby, Sir Bill Beaumont, dijo: “La crisis climática es posiblemente el mayor desafío que enfrenta la humanidad y los frágiles ecosistemas de nuestro planeta. Está afectando todas las áreas de nuestra vida y, con ello, nuestra capacidad para practicar el deporte que amamos.”

“Aunque el impacto climático y ambiental del rugby y todas sus actividades asociadas es relativamente menor en comparación con otros sectores, nuestra responsabilidad moral es ser firmes defensores de la responsabilidad ambiental y social, mostrando liderazgo, siendo responsables y a través de acciones positivas y buena gobernanza.”

“Después de un extenso trabajo y consulta, estamos muy orgullosos de presentar nuestro Plan de Sustentabilidad Ambiental 2030, tanto una declaración de intenciones como hoja de ruta tangible para abordar los problemas de sustentabilidad ambiental que afectan a nuestro deporte y son afectados por nuestro deporte.”

“Es el comienzo de un viaje significativo y emocionante para que todos los involucrados en el rugby desempeñen su papel en la lucha contra el cambio climático, inspirando a simpatizantes y a nuestras uniones a actuar para lograr nuestra ambición compartida de ser un deporte responsable.”

World Rugby buscará comprometerse con todas sus partes interesadas para sumarlos al viaje, comenzando con su población de jugadores.

David Pocock, ex internacional australiano, dijo: «La crisis climática es el mayor reto al que nos enfrentamos. Es estupendo ver que World Rugby asume un papel de liderazgo y se compromete a participar activamente en la sostenibilidad de nuestro futuro y del futuro del rugby.»

Jamie Farndale, jugador de Escocia 7s, Team GB (47 caps) y embajador de sustentabilidad, dijo: “Es muy inspirador ver que World Rugby reconoce su responsabilidad respecto al medio ambiente. Este plan es ambicioso, medible y detallado. Establece una hoja de ruta clara hacia un futuro más sustentable para el deporte, siendo líderes y trayendo consigo al resto del mundo del rugby. Estoy particularmente emocionado por la ambición de realizar eventos positivos para el clima. El rugby tiene la oportunidad de convertirse en un líder ambiental en el deporte, demostrando el camino a seguir por otros.”

Lindita Xhaferi Salihu, Líder de Compromiso Sectorial (Deporte para la Acción Climática) en ONU Cambio Climático, dijo: “Esta década es crucial para el futuro de nuestro planeta. Se trata de proteger el deporte dentro y fuera del campo de juego. Para poder luchar frente al cambio climático, todos debemos comenzar a actuar ahora de manera significativa, sólida y transparente. Aplaudimos a World Rugby por comprometerse con las ambiciosas metas establecidas en el marco de Deportes para la Acción Climática de ONU y por unirse a la carrera colectiva que ninguno de nosotros puede darse el lujo de perder: la Carrera a Cero”.

Comentando sobre el Plan, Julie Duffus, Gerente Sénior del Movimiento Olímpico – Sustentabilidad del COI, agregó: “Estando muy cerca de una emergencia climática, todos los sectores de la sociedad deben respaldar los compromisos con acciones para evitar los impactos que traerán el calentamiento global. Afecta al movimiento olímpico y al deporte en general; aprovechando la estrecha colaboración del COI con sus partes interesadas, estamos encantados de ver que World Rugby se base en esfuerzos existentes y formalice su ambición y acciones en este Plan de Sustentabilidad Ambiental.”

“A través de este trabajo, World Rugby está tomando un papel de liderazgo dentro del deporte, asumiendo la responsabilidad de sus acciones, predicando con el ejemplo y utilizando la plataforma única que tiene el deporte para influir en la acción y el cambio global. Enfrentar el cambio climático requiere esfuerzo de equipo y, con valores compartidos de pasión, respeto y solidaridad, el COI espera apoyar a World Rugby para lograr su ambición. Esto servirá para salvaguardar no solo la práctica y el disfrute del deporte, sino también el futuro de todas las comunidades en mayor riesgo por prácticas insostenibles”.

Para obtener más información, visite www.world.rugby/environment

Leave a Reply